Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Las verdaderas razones del optimismo empresario

LA NACION
SEGUIR
José Del Rio
Viernes 13 de octubre de 2017
0

Clima de Mundial. Y no por el 3 a 1 con el que clasificó la Argentina para Rusia 2018. Los pasillos del 53er. Coloquio de IDEA muestran a empresarios y ejecutivos exultantes. Algunos están de regreso. Otros dicen haber confiado desde la primera hora. El optimismo que refleja la tradicional encuesta de D’Alessio Irol rompió todos los récords: el 86% cree que la economía mejorará el próximo semestre y la mitad espera progresos en el empleo y la inversión para 2018.

Las presencias de dueños superaron a las ausencias. Alejandro, Marcos y Juan Martín Bulgheroni; Santiago Soldati, Darío Werthein, Carlos Blaquier (h.), Oscar Andreani, Claudio Belocopitt, y, desde esta mañana, Aldo Roggio y Paolo Rocca son apellidos que están de regreso. Marcos Galperín, creador de Mercado Libre, la empresa tecnológica argentina de mayor valuación de mercado, dirá presente por primera vez entre los 900 asistentes, de los cuales 700 vienen del mundo empresario y un 45% son número uno de compañías. Anzuelos no faltan. El empleo entrará en escena, al igual que la situación en el conurbano bonaerense, en el que conviven altos niveles de pobreza con la informalidad y el narcotráfico.

Tras una década en la que el ex presidente Néstor Kirchner y luego Cristina Fernández denostaban el encuentro empresario, ahora la asistencia gubernamental será perfecta. La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, abrió la noche del martes pidiéndoles que "cada uno tome un riesgo y que ese riesgo les cueste". La aplaudieron de pie. Siguió el jefe de Gabinete, Marcos Peña, por la tarde de ayer, exigiéndoles que "laburemos, pongámonos todos juntos a sacar esta cosa adelante". Los aplausos lo interrumpieron una y otra vez.

"La sección Business nos reclamaba que el pollo estaba frío y nosotros estábamos intentando que no se estrellara el avión", describió Peña con la metáfora aérea y también con un sutil pase de factura, que llevó a parte del auditorio a la autocrítica. La sonrisa se le dibujó inmediatamente al directivo de una multinacional que estaba muy cerca de la mesa principal. En 2016 criticaba al macrismo con virulencia y ahora es su más férreo defensor. "Lo soy desde la primera hora", afirma una y otra vez. Seguramente supo ser también defensor del rol de Messi en la selección antes del triunfo frente a Ecuador.

En la Casa Rosada conocen con nombre y apellido a aquellos que aplaudían de pie en las convenciones y criticaban detrás de escena. De hecho, será el presidente de la Nación quien esgrimirá hoy otras frases relacionadas con el momento de invertir y de marcar el ejemplo con aportes concretos. "Yo los conozco", se le escuchó decir por lo bajo hace menos de diez días en la Casa Rosada. Allí también anticipó que se terminó el tiempo de "los dueños de la Argentina y que es hora de demostrar con el ejemplo, con desembolsos concretos".

El frío polar que recorre todos los rincones del Sheraton Mar del Plata -donde se desarrolla el Coloquio- no impidió definiciones de fondo. El economista Martín Tetaz fue más que gráfico: "Si respirás 15 minutos el aire del IDEA pensás que vamos a ser Australia. Creo que ahora es el momento de seguir esa frase que dice: «Put your money where your mouth is», o, mejor dicho, poner el dinero antes que las palabras", graficó.

El entusiasmo fue tal que ayer nadie quería opinar del 1,9% de inflación y muchos celebraron por lo bajo el procesamiento de Alejandra Gils Carbó. "Es una gran señal que empiece a haber justicia en nuestro país", bramó desde el off the record uno de los tantos banqueros a los que el kirchnerismo había puesto en la mira.

La economía también respira nuevos aires. Los ejecutivos no quieren hablar de brotes verdes porque afirman que eso era válido en tiempos de desolación. "Ahora todos los sectores crecen, salvo el petróleo", afirmó un representante de ese rubro. El titular de la multinacional prepara el terreno para el día después: "Deberíamos revisar las tarifas, pero no lo haremos hasta después de las elecciones, porque queremos que a todos nos vaya bien". Las luces amarillas siguen latentes: reforma laboral, reforma fiscal y una nueva que está concatenada con otra noticia macroeconómica. El regreso del consumo -que anticipó LA NACION ayer en exclusiva- puede generar que el sector externo se convierta en una preocupación. Es decir, hasta ahora con importaciones muy ligadas a bienes de capital no era una variable a considerar, pero en la medida en que las ventas domésticas crezcan esos números pueden empeorar con mayor salida de dólares para importar.

Daniel Herrero, CEO de Toyota Argentina, afirmó que su optimismo se basa en resultados. Este año batieron récords de venta, producción y exportación, lo que los hace competitivos en la región, pero que hay que seguir trabajando en una mejora de los costos logísticos y de infraestructura. "Nuestro competidor dejó de ser General Motors o Volkswagen y pasó a ser la planta que fabrica Hilux en Tailandia; por eso es clave la competitividad".

En esa línea fue Cristiano Rattazzi, titular de FCA Automóviles, quien confirmó una reunión que se produjo con tres de los principales dirigentes sindicales. "Somos los anfitriones y el diálogo es clave para lo que viene en materia de reformas", afirmó.

La nueva imagen de IDEA, en la que trabajó Máximo Rainuzzo, repite una y otra vez la palabra transformación. El objetivo es explícito: renovar el posicionamiento del empresariado. A punto tal que los últimos barómetros demuestran que la palabra empresario tiene en la Argentina una connotación negativa muy superior a la de la región. "Es el país con peor imagen de sus referentes porque todo se confunde. Pocos saben qué es ser empresario", explicó Cecilia Mosto, titular de la consultora CIO. Javier Goñi, presidente de IDEA, llamó a "recuperar el orgullo de ser empresarios". Jorge Lanata fue más duro: los tildó de "cobardes" por no haberse enfrentado al kirchnerismo. "Lo bestial es que nos bancamos a Moreno gritando al entrar a una empresa", recordó. Pero dejó la puerta abierta a lo que viene. "Yo no estoy en contra de los empresarios. Yo soy empresario. Un empresario es un creador". El auditorio volvió a aplaudir. Una vez más.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas